Saturday, November 22, 2008

DE MICHAEL HUTCHENCE E INXS

La noche del 21 de noviembre de 1997, Michael Hutchence y su padre se reunen en el restaurante Flavour of India. Michael andaba de vuelta en Sydney, preparando la nueva gira mundial de su grupo, INXS. Ninguno de los dos sabía que ese sería su último encuentro. Al día siguiente, una de las empleadas del Hotel Ritz, donde se hospedaba el cantante, se toparía con una inesperada escena.


Algunos que me conocen saben que los ochentas no fue mi década favorita, muy a pesar de haberla vivido detrás de un micrófono y presentando canciones casi todos los días. Durante aquellos años, fui testigo del nacimiento de muchos grupos, locales y foráneos, y, también, del ocaso de otros. Lo cierto es que, a pesar de ello, como alguna vez escribí en este mismo espacio, la noche más fantástica que hube de haber pasado, en cuanto a conciertos de rock se refiere, fue la de INXS. Sucedió un par de días antes de mi cumpleaños número treinta, y la celebración la había comenzado ese mediodía luego de una reunión de prensa, creo que con Faith No More.

INXS se formó en Sydney en 1977. Por coincidencia, su primer disco fue lanzado en 1980, el mismo mes que yo comencé a hacer radio. Lo titularon INXS y, a decir verdad, no pasó mucho. Más o menos como mis primeros programas. Luego de un par de discos, mientras el grupo iba moldeando su sonido entre el new wave y el pop, publica The Swing. Era 1984 y uno de sus productores había sido Nile Rodgers, el genio detrás de Chic. Casi sin pedir permiso, "The Original Sin" irrumpió en las radios. Al menos, en algunas partes del mundo, más allá de Australia.


"Bitter Tears". INXS en Rio 1991.

Con el éxito de "The Original Sin", y del siguiente llamado Listen Like Thieves, su nombre comenzó a ganar una posición muy particular. "What You Need", de ese álbum, ayudaba a ponerlos nuevamente en vitrina. Pero el boom llegaría recién en 1987 bajo la tutela de Chris Thomas. El disco, lanzado en Estados Unidos por el sello Atlantic, fue titulado Kick. Dicen que no hay quinto malo; pero, para INXS, el sexto fue aún mejor. Para muestra: "New Sensation", "Devil Inside", "Need You Tonight", "Never Tear Us Apart" y "Mystify", todas, de la pluma de Michael Hutchence y Andrew Farriss, uno de los tres hermanos cofundadores del grupo. Los otros dos eran Timothy (Tim) y Jonathon (Jon). Garry Gary Beers y Kirk Pengilly, completaban el combo.

Con el siguiente disco, X, fue cuando comenzó mi corta pero inolvidable vinculación con el grupo. Era medianoche y me encontraba en los camerinos del Maracaná, convertidos momentáneamente en oficinas, esperando por mi credencial de prensa. De pronto un fuerte ruido afuera, en el campo de juego, me hizo salir rápidamente por el mismo lugar por donde tantas veces, a través de la televisión, había visto salir a Pelé. Ante mi sorpresa, allí, en el inmenso escenario montado a un lado de la cancha, vi a INXS comenzando su prueba de audio. Puedo asegurar que había muy poca gente. Tal vez, un par de guardias de seguridad, Roberto Medina -el multimillonario promotor del evento- y su esposa Alice. A su lado, un poquito más atrás, un peruano con ganas de no perdérsela. Aunque no me crean, ese preciso momento me hizo recordar a Feiser, el grupo peruano con quien tantas veces estuve en ensayos. Y con Feiser, a la mayoría de grupos peruanos de aquellos días. Netamente informal. INXS comenzaba una canción y la repetía una y otra vez mientras nivelaba el sonido... Que la tarola, que el bombo, que el volumen de la guitarra... lo que siempre había escuchado en Lima. Sumado a las conversaciones y joda entre sus integrantes. Ni bien ni mal, simplemente, informal. El ensayo de Prince que vino después, fue todo lo opuesto. Pero esa es otra historia.


La noche del 19 de enero de 1991 fue inacabable. El festival de diez días había comenzado la tarde anterior y (nosotros) aún estábamos frescos. Además, el cartel del segundo día era por demás sugestivo. Santana, sin tanta verborrea ni proverbios (como lo escucharíamos años después), y, más bien, al más puro estilo Woodstock, se mandó con lo más clásico de su repertorio (un par de cuyas obras originales de aquella noche conservo en lo más recóndito de mis propiedades). Le siguió "el barón blanco del rock", Billy Idol. Todavía en sus treintas, con mucha energía y no tan adicto a las drogas como pocos años después (de la que afortundamente salió), Idol hizo un inolvidable paso por Rio. Y, a pesar de que fue su primera gira sin Steve Stevens, su excelentísimo brazo derecho, el músico inglés se catapultó en tierra carioca. Por esas cosas que dan las credenciales de prensa, pude ver muy de cerca su show, sus movimientos, sus gestos... casi todo.

El cierre era con INXS. El sexteto australiano que hizo su aparición faltando diez minutos para las dos de la mañana, andaba con su X Factor World Tour y con varias canciones en las listas de mercadeo. La gira la habían comenzado en octubre del año anterior en Australia y ya habían pasado por varios países de Europa, incluyendo Francia, Alemania e Inglaterra (con cuatro noches seguidas en Wembley). Pero, el 18 de diciembre, en Irlanda, pararon. Luego de las fiestas de fin de año, el grupo viajaría a Latinoamérica para recalar en México, Brasil y Argentina. Fue cuando llegaron hasta el Maracaná, uno de los recintos deportivos más famosos del mundo, alquilado por unos días al rock.


Como muchas veces he tenido que explicar, la noche más fantástica no necesariamente es la mejor. Y, hoy, luego de tantos años, sigo pensando lo mismo. La de INXS no fue la mejor. No obstante, por tantos factores que suceden durante un show, fue la que más disfruté. El ambiente, la hora, el local, los teloneros, los sentimientos de uno, la edad de uno, las experiencias de uno hasta ese preciso momento, el artista o grupo, la actitud del artista o grupo (en este caso INXS), el público, la actitud del público, la cantidad de público, mil cosas que uno vive a su manera individual a pesar de estar al lado de otras cien mil personas. Y si a todo eso, le agregamos que el particular evento en Rio iba paralelo a una guerra que acababa de comenzar, como la del Golfo Pérsico, entonces, eso hizo la noche aún más especial. "Suicide Blonde", "Calling All Nations", "Bitter Tears", "Need You Tonight", "What You Need", "New Sensation", "Dissapear", "Devil Inside", en vivo, sellaron para siempre mi personal alianza con la banda australiana que, esa noche, entre permanentes llamados de paz, concluyó su presentación con "Never Tear Us Apart".

Un par de años después, mientras conducía El Gusano Eléctrico en Radio Miraflores, tuve oportunidad de conversar por teléfono con Kirk Pengilly, uno de los guitarristas y saxofonista del grupo. INXS andaba promocionando su Get Out of the House Tour, y su representante en el Perú tuvo la deferencia de propiciar la comunicación con el músico australiano. La entrevista fue transmitida en vivo por los 96.1 de la FM limeña.



Al igual que con Billy Idol, mi cercanía al escenario me hizo ver casi cada movimiento de Hutchence. Recuerdo que, por momentos, cuando el artista se acercaba al borde del escenario, me hacía ir para atrás para poder enfocarlo mejor. En un momento -cuando se sentó en el tablado- sus botines negros fue casi todo lo que pude ver. Yo estuve allí, en frente. Desafortunadamente, la algarabía, la bulla, los brindis y, porqué no, la emoción, no me hicieron perder los papeles pero sí los rollos de fotos de aquella segunda noche. Los papeles los perdí otro día. Mi tristeza la compartí con Johnny López y Noemí del Castillo, el presentador peruano y la recordada actriz argentina, quienes me visitaron al día siguiente en el Othon de la céntrica avenida Atlântica. Cuando llegamos a Lima, pude disfrutar de una gráfica en blanco y negro que Johnny se tomó con Michael, mientras ambos compartían un trago en la barra del hotel.

A Michael Hutchence, el divertido, sencillo y carismático cantante de INXS, le tocó su turno un día como hoy, en 1997. Su cumpleaños fue siempre un día después del mío. Al momento, el músico tenía 37.

Javier Lishner
Santa Clara, California
22 de noviembre de 2008

18 comments:

Ernesto said...

El X me hace acordar cuando estaba en la universidad y un compañero tenia el polo original respectivo, asi como la vez que trajo su coleccion completa de casettes USA, lo cual ha principios de los 90s era muuy complicado.

A veces pienso que Hutchence no es recordado con la reverencia que merece, me acuerdo cuando el 98 o 99 entrevistaron a Silverchair (australianos tambien) y como que les deba poco menos que igual lo de INXS y lo demas, osea que en este caso no se cumplio lo de volverse una leyenda por morir joven.

A proposito... cuando lanzaron el Elegantly Wasted, los entrevistaron en MTV les preguntaron "entonces.. uds son la unica banda sobreviviente de los 90s" "no eso dejaselo a Bon Jovi"...

Ernesto said...

Los 80s quise decir

Javier Lishner said...

Ernesto:

Muy aparte de que no sea una de mis bandas favoritas, creo que la música de INXS fue bien decente. La actitud de Michael Hutchence fue importante y soy un convencido que su éxito no fue fortuito.

Al igual que tú, creo que a Hutchence no se le recuerda "con la reverencia que merece".

Un abrazo,

JL

PD: No entendí bien qué quisieron decir con eso de Bon Jovi...

Jorge S said...

Me acuerdo que la primera vez que escuche a INXS fue en la tienda de TITUS en el ovalo de Higuereta en doble 9 con la canción original sing en el año de 1984. También me gusta need you tonight y una canción que me parece toda una joya beautiful girl

Luis said...

Hola Javier,INXS,desde mitad de los 80 hasta casi mitad de los 90 tuvieron un publico cautivo en Lima,en esa epoca recorria seguido diferentes discotecas de San Isidro y en todas nunca falto INXS,recuerdo que a las chicas de esa epoca les vacilaba escuchar y bailar,y fijo que un plansito nunca faltaba sobre todo con What You need, que sono fuerte en el 86.
A proposito se decia que Michael Hutchence,era una especie de rencarnacion en los 80 de Jim Morrinson,por la facha parecida y curioso tuvieron un final similar¿Coincidencia?¿O asi lo quisieron?Hay todo un misterio sobre el mismo.El grupo sigue pero estan a la busquedad de un nuevo cantante desde hace buen tiempo,incluso tocaron en el Peru.
Saludos y exitos
Luis de Jesus Maria

Javier Moreno said...

Si, INXS sonó duro en Lima especialmente con el Kick, su disco más exitoso. La banda tenía la simpatía necesaria para atraer masas y la música simple y estruendosa para ser imitada. Me recordaban un poco a los Rolling Stones y hasta una vez escuché a mi amigo J.F. Escobar decir que INXS era la mejor banda de rock del momento. Hablamos de 1991.

Mi canción favorita de ellos es "Original Sin," Cuyo riff de saxo es uno de los más creativos que he escuchado en mi vida. Y esa dupla de "Need You Tonight" con "Mediate" es totalmente necesaria. Recuerdan el video? Tan bien hecho, complejo en su construcción de imágenes pero entretenido... y el final era un tributo a Dylan y su "Subterranean Homesick Blues."

La muerte de Michael es hasta ahora un misterio. ¿Se suicidó o se le pasó la mano jugando a la asfixia erótica?

Fisgon said...

EL HUBIERA SIDO EL PERFECTO PARA HACER DE JIM MORRISON..

CANCION FAVORITA:ORIGINAL SIN
VIDEO FAVORITO:DEVIL INSIDE

MUCHO FETISH PARTY SE LO LLEVO PAL OTRO LADO
MURIO HACIENDO LO QUE LE GUSTABA, CREO YO??

Javier Lishner said...

Hola Fisgon:

Al igual que tú, pienso que Hutchence era el preciso cantante para hacer de Jim Morrison.

Su muerte, como sabemos, sigue siendo un misterio. La de Morrison, a pesar del tiempo, también.

Saludos,

JL

Javier Lishner said...

Hola Jorge:

La tienda Titus... no era la del enanitus? Sin duda que INXS tuvo muy buenas canciones durante los ochenta.

Un abrazo,

JL

Javier Lishner said...

Hola Luis:

Yo creo que durante esa época que mencionas tuvieron un público cautivo en todo el mundo. Es muy cierto lo de su música en las discotecas.

De su parecido con Morrison, siempre se habló. Incluso, ambos tuvieron un final misterioso e infeliz.

Del nuevo cantante, ya lo encontraron. Se llama J.D. Fortune, es canadiense y grabó el disco de 2005.

Saludos,

JL

Javier Lishner said...

Hola Javier:

POr esa época el que más parecido le veía a los Stones, era John Cougar. Luego vi que el músico les agradeció en uno de sus discos de la primera mitad de los ochenta y pensé que era por su influencia. Pero, como bien escribes, a INXS también se le escuchó alguna influencia.

INXS fue parte de la historia de los ochenta, sin ser parte de la onda new romantic que predominó durante buena parte de aquella década. Del misterio de su muerte, aún se escribe.

Saludos,

JL

Javier Lishner said...

Hola Fisgon:

Cuando andaba escribiendo esta nota, encontré una foto de Hutchence, muy parecida a una que tenía de Morrison. Incluso, las dos eran en blanco y negro. Cuando las comparé me di cuenta que no lo eran tanto pero que había algo más importante: la actitud.

El cómo murió, sé lo mismo que tú y la mayoría. Pero de que aún queda el misterio, no me queda duda.

Saludos,

JL

Anahí said...

o..osea...conversaste con el saxofonista de INXS..cuando..en que año?..y con Michael tuviste la oportunidad de conocerlo o hablar con el?espero ke me respondas gracias

INXS EL MEJOR GRUPO DE MI VIDA..con solo 17 años

Anahí

Javier Lishner said...

Hola Anahí:

Qué agrado que te guste la música de INXS. Fue una de las bandas más exitosas de los ochenta.

En efecto, pude entrevistar a Kirk Pengilly, calculo que en 1993. Fue mientras conducía un programa en Radio Miraflores de Lima. A Michael, no.

Saludos,

JL

Anonymous said...

BUENO SI DEBO DEFINIR A INXS PARA MI ES LA BANDA MAS DIFERENTE Q PUEDO CONOCER YA Q ELLOS TENIAN UN ESTULI MUY UNICO SOBRETODO PARTIR DE LA MITAD DE LOS OCHENTA UNA BANDA Q TENUA UN SONIDO MUY ESTILIZADO CON MUCHISIMO EGO Y PEGAJOSO ARMONICAMENTE CORONADO CON LA FUERZA Y ESTILO DE MUCHAEL HUTCHENCE ESL SALVJE E INDOMABLE MICHAEL DEBORADOR DE PUBLICOS...INXS UNA GRAN BANDA CON UNA LEYENDA MUY DIFERENTE HUTCH. ...SALUDOS JASS

Javier Lishner said...

Hola JASS:

En efecto, una gran banda con un cantante extraordinario. Un vocalista sencillo que sslió siempre de lo común. Que en paz descanse, Michael.

Saludos,

JL

Anonymous said...

Para mi la muerte de Hutchence, fue un misterio, pero debo decir que con su muerte el grupo tambien murio,INXS no fue los mismo desde entonces, no lograron reemplazarlo, el tenia algo especial que lo hacia unico, es mi opinion personal, no se si alguien la comparta .

Anonymous said...

Yo estoy de acuerdo contigo Javier--INXS murio con Hutchence---siguen grabando y girando--pero no es lo mismo.

Su muerte pienso que fue mas un asesinato que suicidio--la auotopsia demostro que tenia un brazo roto y multiples heridas--lo que para mi descarta que se haya ahorcado con una sola mano--y es cierto que no se le dio el valor que se le merece.

Su unico album de solista fue post muerte--y es fascinante.incluso invitado Bono de U2 quien admiro mucho a Michael---el tema Stuck in a moment -es dedicado a la memoria de Michael Hutchence

Un abrazo Javier
Quique
NYC