Thursday, November 26, 2009

THANKSGIVING: Gratitud y comilona

Celebrado principalmente en los Estados Unidos y Canadá, el Thanksgiving o día de Acción de Gracias, como se le conoce en nuestro idioma, es un día de agradecimiento. Es el momento en que los pobladores expresan gratitud especialmente por la cosecha. Por consiguiente, la comida se convierte en el centro de atención de la festividad. El pavo, tan tradicional en algunos de nuestros pueblos latinoamericanos durante la navidad, es, de todos, el más popular. Es el símbolo de la celebración. Aunque el pastel de calabaza, el famoso pumpkin pie, le sigue los pasos de cerca y es casi infaltable en la mesa de cada hogar. Luego siguen los vegetales, las frutas, los diversos tipos de pan, las semillas, etc. Los orígenes del Thanksgiving datan del siglo 17.


Como es de esperarse, el día es feriado. En Estados Unidos se elige siempre el cuarto jueves de noviembre (en Canadá es el segundo lunes de octubre), y, de paso, se toma el día siguiente como puente para seguir comiendo y festejando juntos. Las familias, que por lo general viven separadas en diferentes ciudades de la nación, aprovechan la celebración para reunirse en casa de los progenitores. Y muchos millones viajan. Pero hay un detalle más, que, en nuestra sociedad tan cristiana, es casi infaltable: el comercio.

El viernes, cuando aún estamos con la panza llena, y desde muy temprano en la mañana, se inicia el Black Friday. Eso no es más que el día del año en que las grandes tiendas de almacén aprovechan el pánico y venden sus artefactos a precios inimaginables. Por ejemplo, una laptop Hewlett Packard con memoria de 3GB y pantalla de 15.6 pulgadas puede costar $150.00. El precio normal -al menos por estos lares de California- es bastante más que eso. Solo que aquí existe otro detalle. Para poder conseguir la mercadería a ese precio de oferta hay que levantarse antes de que abran las tiendas. Y ello, por lo general, sucede a las 5 de la mañana. Aquel que se apareciera más tarde, podría solo ver los estantes vacíos.

Feliz día de Acción de Gracias a quienes viven en los Estados Unidos; con gratitud, prosperidad y mucha comida.

Javier Lishner
Santa Clara, California
26 de noviembre de 2009

10 comments:

Anonymous said...

javier comprame una laptop. despues te la pago!!

CANALLA said...

happy thanksgiving !
y a correr hcaer cola para compar todo en las tiendas o por le famoso black friday

Javier Lishner said...

Hola Anonymous:

Espero no tener más pedidos de ese tipo...

Happy Thanksgiving!

JL

Javier Lishner said...

Hola Canalla:

Espero que encuentres a buen precio lo que estés buscando. Por aquí ya huele a pavo al horno.

Happy Thanksgiving.

JL

PD: Me parece haber leído que estás en Lima?

Javier Moreno-Pollarolo said...

Igualmente Javier! Feliz Día del Pavo!

Eagle said...

Una laptop a 150 cocos??..Feliz Día (siguiente) de Acción de Gracias...

un abrazo

Luis said...

Pucha como no supe eso del precio de lap tops y deotras ofertas,hace poco me copre una laptop y creeme que pague algo mas que eso, en ToTus,y esoque estaba tambien de oferta.Bueno sera para el otro año,¿y las filmadoras digitales a cuanto se consigue en esta fecha?
Felicidades y provecho con el pavo y las papas doradas,nosotros esperaremos a fin de año.
Luis de jesus maria

Javier Lishner said...

Hola Javierazo:

A esta hora ya debes estar con barriga llena y corazón contento.

Un abrazo,

JL

Javier Lishner said...

Hola Eagle:

Acabo de comprarme una hamburguesa y no me va a alcanzar para la laptop... Eso me recuerda a aquel empresario peruano que en la década del ochenta dijo que le faltaron $50.00 para llevar a Peter Frampton a Lima.

Mañana a las 5:00 a.m. estaré durmiendo feliz.

Un abrazo,

JL

Javier Lishner said...

Hola Luis:

La verdad que no sé todos los precios. Solo sé que generalmente (al menos en esta área) los artefactos eléctricos son los de mejor precio. Pero yo no participo de ese tipo de ofertas porque solo compro cosas cuando las necesito y no porque estén en oferta.

A propósito de la navidad, por aquí ya se ven los árboles en algunas casas. Y desde mañana (luego del Thanksgiving) la mira está puesta en la navidad.

Un abrazo,

JL