Thursday, March 26, 2009

MAIDEN LIMA: Ha llegado la hora

Iron Maiden llegó a Lima. En la capital peruana los esperaban ciudadanos de todo el país. Costa, sierra y montaña, tuvieron representantes en el aeropuerto, el hotel y el Estadio Nacional. No es la primera vez que Iron Maiden toca suelo sudamericano, pero sí el Perú. Bruce Dickinson fue sincero al afirmar que no sabía mucho de nuestro país, pero sí de las antiguas civilizaciones, de Machu Picchu y de las Líneas de Nazca. Qué emocionante. Ver a Janick Gers y Nicko McBrain caminar en nuestro suelo. Al Ed Force One arribar en el Jorge Chávez. Por esto y por mucho más, se nos ocurrió rescatar la nota que le hicimos un día después de que pasaron por acá. Mientras en pocas horas, seguramente que con las palabras de Winston Churchill, se dará inicio al esperado evento.


IRON MAIDEN: Santificado sea tu nombre

Bruce Dickinson podrá no tener el cabello tan largo como lo usaba hace veinticinco años pero, por lo visto anoche en el coliseo de Concord, California, podría asegurar que sigue tan atlético, por lo menos, como cuando llegó al escenario de Rio en enero de 1985, y aún eran quinteto. Seríamos injustos comparándolo en escena con Mick Jagger, por los quince años menos que tiene, y ni si quiera con David Lee Roth, y sus otrora saltitos, quien le lleva cuatro años de ventaja. Pero la energía, la actividad que realiza, y la fuerza en la interpretación, a sus casi cincuenta, seguramente, muchos quisiéramos tener al llegar a esa edad.


El Concord Pavilion fue construido en 1975 en la ciudad de Concord, a 33 millas (53 kilómetros) al Este de San Francisco, y diseñado por Frank Gehry, el mismo arquitecto que tiene en su haber titánicas obras como el Museo de Guggenheim en Bilbao o el Experience Music Project en Seattle, Washington. El coliseo cambió de nombre a the Chronicle Pavilion y, luego, aunque suene gracioso, a una compañía de colchones. Se llama the Sleep Train Pavilion. Pero sigue siendo el mismo local para unas 13 mil personas. En el Concord Pavi... perdón, en el Sleep Train Pavilion han actuado muchos nombres famosos como Bob Dylan, Diana Ross, Eric Clapton, Fleetwood Mac, KISS y Stevie Ray Vaughan. También Prince, 'N Sync, Destiny's Child y Avril Lavigne. Bing Crosby, por ejemplo, hizo allí su último concierto americano.

Como hubiera dicho Roberto Livi, la de anoche fue una fiesta inolvidable; o, como se hubiera referido el maestro Iván Márquez, "la noche de anoche fue más que espectacular". Cual fiera, Iron Maiden salió a matar o morir. Esa fue mi impresión cuando sus ahora seis integrantes se aparecieron luego de la introducción con las palabras de Churchill durante la guerra (el 4 de junio de 1940), y se lanzaron sin compasión a interpretar "Aces High", escrita por Steve Harris -su bajista fundador-, y que fue parte del álbum Powerslave, de 1984. Acto seguido, "2 Minutes to Midnight", del mismo clásico disco, continuó con la introducción al programa. Los primeros minutos del show presagiaban lo mejor.


El setlist que habíamos abrigado fue reformado aunque la base siguió siendo la misma. Como dicen, el orden de los factores no altera el producto. Terminada la primera hora de show habían cumplido con unas siete u ocho canciones, entre ellas, "Revelations" y "The Trooper". Por el ala izquierda, derecha para el público, Janick Gers, "el polaco" nacido en Hartlepool, Inglaterra, hace lo que quiere con la guitarra. No lo habíamos visto pero sí sabíamos, por palabras de su compañero, el guitarrista Dave Murray, que es capaz de tocar desde una hermosa y suave melodía hasta el más feroz riff de guitarra. Como añadió Murray, Gers es de por sí un espectáculo.

De los otros músicos en escena, el que permanece más tiempo al lado de Gers, diría que es Steve Harris, el músico guerrero que fundó la banda a mediados de los setenta. Y es que Harris le sigue a Dickinson en movimientos sobre la tarima. El bajista alienta al público por donde quiera que pase. En la otra punta, comparten el estelar entre Murray y Adrian Smith, el guitarrista que dejó la banda en 1990 para volver nueve años después. Y Maiden decidió que su reemplazo, Janick Gers, se quedara para siempre. Ahora, con Murray, son tres los guitarristas. Atrás, en la retaguardia, aunque muy escondido con semejante escenario, se encuentra Nicko McBrain, el baterista que ya cumplió veinte años con la Maidenmanía.


Para la segunda parte dejaron temas como "Can I Play With Madness?, "Heaven Can Wait", "Powerslave", "Run To The Hills", "Fear Of The Dark" y "Iron Maiden". Y, así, se despidieron no sin antes haber podido percibir a Eddie, la inmensa mascota que por tanto tiempo los acompaña, quien hizo su aparición durante "Iron Maiden".

Lo dijo la gente:

- "I was right there in the front. Right at the barrier! It was phenomenal! Iron Maiden is God! Up the Irons!!!"

- "This show rocked! Best concert ever! IRON MAIDEN!"

- "These guys are like fine wine, better the older they get!!!"

- "Fucking loved being there... I had lawn seats with two friends of mine. Probably the best live performance I have ever seen."

- "This show was so epic, especially the gigantic 12 foot robot Eddy walking around. and the demons, and Bruce, and everything else, this show kicked ass."



Como se presagiaba, el público no se movió. En realidad, el local, que se vio repleto, solo esperó la reaparición de los músicos que minutos después volvieron para rematar con "Moonchild", "The Clairvoyant" y el célebre "Hallowed Be Thy Name", con el que dijeron adiós a su paso por la Bahía de San Francisco. El olor, como que alguien hubiera estado quemando hierba, seguía siendo el mismo.

La gira Somewhere Back In Time, continuaba su curso bajo la guía del capitán Dickinson, vocalista de noche y piloto (de día) de la aeronave del grupo cuya tripulación llegó hoy a Irvine, en el sur de California. Ahí harán dos funciones. Nosotros, en tanto, prometemos no esperar otros 23 años para verlos de nuevo. Los 30 dólares de gasolina verdaderamente que sí valieron la pena.

Javier Lishner
Santa Clara, California
29 de mayo de 2008

NOTAS RELACIONADAS:
- EN LATINOAMÉRICA: IRON MAIDEN Y LA PRENSA
- En el nombre del Padre y del Hijo: ENTRE CRUCES Y OTROS AMULETOS

9 comments:

CANALLA said...

El T-Shirt del Concierto de Lima esta buenazoooooooo
Es un Eddie Incaico en unas ruinas Incas,,,
Hay hartas replicas de eddie en las calles al reedor del estadio
primera vez que la gente se amanece esperando por un concierto en Lima
Lastima que la gente este distraida con todo esto y no vea lo que pasa en el Pais..........

Javier Lishner said...

Hola Canalla:

No dudo de la originalidad del peruano. En eso, somos únicos en el mundo. Igual que en la falta de memoria. Hay cosas en que no nos gana nadie. Ojalá que en fútbol también fuera así.

A propósito, ¿Sabes qué fue de León Alegría?

Un abrazo,

JL

Javier Lishner said...

Hey Canalla:

La gira de Maiden termina la primera semana de abril en Ft. Lauderdale, luego de su paso por Sudamérica. Me parece que vas a estar allí, no?

Saludos,

JL

CANALLA said...

Futbol ya fue!!
leon Alegria, como dice su apaellido ta alegre sale pronto por estar demasiado tiempo en prision sin sentecia o acusacion.
El jueves estoy en el concierto que cierra la gira en ft. lauderdale
mi hermano esta en el estadio cubriendo el concierto, por ahi me juega unas fotos para colgarlas luego, el concierto de maiden era para verlo en lima, chessssuuu pero hay que trabajr pues que se le hace

Luis said...

Pase por el Estadio nacional anoche cerca de las 6 de la tarde y la cantidad de gente era impresionante,la mayoria gente mas de 30 años pero no faltaba la nueva generacion,el punto de mayor acceso al estadio era por la av 28 de julio,me encontre con algunos conocidos que fueron son sus hijos de 8 y 10 años y los tres con su polo de la banda de color negro.
Desde quilca bajaron manchones de gente que hicieron ruta por el hotel EL Hotel Sheraton rodeando las obras del futuro subterraneo de Lima.
Y el trafico congestionado en 28 de julio.
Segun los diarios casi 40,000 personas y el show fue espectacular algo no visto en lima en muchos años lo que pone la vara muy alto para las bandas que vendran como Kiss.Oasis y los chiquillos de Jonas Brothers.
No se si se reportaron vandalismo pero hubo buena seguridad policial por alrededor.
Una sepora se me hacerca y me ofrece un entrada a eso de las 7 pero a 80 lucas,como estaba misio no atraque por que el ambiente era tan contagiante que te animabas facil.bueno me guardo para abril a ver que pasa.
Luis de jesus maria

Anonymous said...

Hasta ahora no lo puedo creer!!! Haber visto a mi banda favorita.
Ese día fue toda una fiesta metalera en donde todos pudimos expresarnos y salir de la penumbra a traves de nuestra música y nuestras tenidas. Gracias Maiden x hacernos sentir que nosostros también podemos disfrutar de un verdadero concierto sin temores ni tapujos y expresar nuestras verdaderas emociones. Y luego el AFTER-PARTY EN el Sagitario. Fue verdaderammnete grandioso.
Gracias Maiden x ser dignos representantes de nuestra opcion!!! Los amamos.
Besitos


Jimmy Dick inson Bottom

Javier Lishner said...

Hola Canalla:

Bueno, te estoy contestando después de una semana y por supuesto que ya viste la despedida de la gira en Ft. Lauderdale. Incluso, ya vi las fotos que posteaste en tu blog. ¡Qué viva la chamba!

Saludos,

JL

Javier Lishner said...

Hola Luis:

Te estoy contestando después de una semana. Hoy leí en El Comercio que finalmente fueron 30,000 personas. Y que para KISS esperan 35,000. Yo no creo que en Lima KISS debería superar en público a Iron Maiden, pero no está dicha la última palabra. El respetable lo dirá el martes cuando actúe el grupo de Simmons y Stanley.

Ya estamos en abril, ¿a cuál concierto te animas?... para que nos mandes tu reporte... jaja.

Saludos,

JL

Javier Lishner said...

Hola Jimmy Dick inson Bottom:

Eso es lo que se llama "ver para creer". El recuerdo del evento es una de las cosas que nadie podrá quitarte. El after party en el Sagitario. ¿Qué local es ese? ¿Dónde queda?

Saludos,

JL