Saturday, March 29, 2008

Desde Lima
LA ENTREVISTA CON EL QUINTO STONE

Existe una página de Internet llamada El Quinto Stone que, paradójicamente, no es ni la de Mick Taylor ni la de Ron Wood, si es que alguna vez hubieran sido llamados así, sino que corresponde a la de un peruano de nombre Jaime Bautista, "El Pibe". No recuerdo bien cómo llegamos a conocernos virtualmente pero, lo cierto es que, existen opiniones de Jaime en este blog y, mías, en el blog de Jaime. Para ingresar a su página hay que cerciorarse de que uno tiene sus parlantes encendidos, porque "Brown Sugar" os dará la bienvenida.


Hace unas semanas, luego de algunos intentos, recibí la invitación formal de el Quinto Stone para acceder a una entrevista. Esta vez, le tocaba a quien suscribe, sentarse al otro lado donde regularmente se sientan sus invitados. La temática del intercambio de opiniones era de música en general pero con un cierto peso sobre lo que es, aparentemente, su vida y pasión: los Rolling Stones. Y, si para Jaime son la vida y pasión, para quien suscribe son la muerte y resurrección.

Con todo esto claro, el Quinto Stone comenzó a soltar, uno por uno, sus cuestionamientos.

- Hola Javier, gracias por atendernos. Desde Lima, el Quinto Stone te da la bienvenida a esta pequeña comunidad que difunde el rock'n'roll stonero.
- Hola Pibe. Aquí estamos a tu disposición para hablar de música, de los Stones, de todo, menos de los problemas personales y familiares de Britney Spears, del orín que Vanessa Williams se pone sobre la piel para quitarse las manchas, de las ganas que tiene Carmen Electra de ser madre a costa de Rob Patterson (músico de Korn), o de que Paul McCartney tendrá que pagarle 48.6 millones a su ex-esposa. Ojalá que nos centremos en la música, el arte, y los Stones.

- Eres un comunicador de radio y televisión, ¿sigues en esa profesión?
- Solo escribo y hago locución comercial. Fui, soy, y seguiré siendo un comunicador social hasta el día que pueda. La radio y la televisión, no definen mi carrera de comunicador. Sí lo hicieron hace dos o tres décadas, pero hoy no.

- ¿Cuándo te iniciaste como difusor del rock en la radio y en qué medios estuviste?
- Supongo que me inicié como difusor del rock el primer día que salí al aire (en prueba) en las ondas de Radio Miraflores AM. Fue en agosto de 1980. El 1 de septiembre de ese año tuve mi primer programa propio que se llamó Reunión Acústica. Utilicé una canción de Deep Purple como característica (“Wring that neck”), y todo lo demás es historia.

De ahí pasé a Radio Panamericana donde estuve poco menos de tres años. Volví el 86 a Miraflores y renuncié por “el paquetazo” económico del 88. Me quedé haciendo programa solo en Radio Nacional, que acababa de contratarme para hacer Por los Caminos del Rock, mientras estaba en Miraflores. En realidad estuve en las dos al mismo tiempo. Terminado el contrato, en 1989, pasé a conducir diariamente Mirando la Radio en Canal 13. En enero del 90 emigré a Panamericana Televisión para co-animar el programa Fantástico.

Simultáneamente anduve haciendo semanalmente El Lado Oscuro de la Radio, en 1160. Al año siguiente viajé a Ica para dirigir Radio Efextos y, al poco tiempo de mi regreso a Lima, volví por tercera vez a Radio Miraflores. Ahí estuve hasta el 94 en que me vine a California.

- También nací en la 96.1 FM. Debes tener buenos recuerdos de Radio Miraflores.
- Sí, muy buenos recuerdos. Tal vez, los mejores. Buena gente, grandes profesionales, bastante creatividad, mucha espontaneidad, y, en líneas generales, muy buen ambiente. Pude trabajar con Liliana Sugobono, Enrique Llamosas, Nelly Mendívil, Gerardo Manuel, Johnny López, Sammy Sadovnik, Hugo Salazar (a quien ya conocía de la universidad), Quique Cano-Alva, Jorge Henderson, Jorge Muñiz, Juan Alberto Mata, Linda Guzmán, Pedro Roncallo, el profesor Zandrox, el actor Ricardo Fernández, en fin, sin contar a técnicos como Freddy Acarley, Daniel Canchis, Alfonso Rojas... verdaderas estrellas de la radio de entonces.

- Entrevistaste a muchos grupos y cantantes, ¿Recuerdas a quienes?
- Interesante pregunta. Creo que mi primera entrevista internacional fue a Los Jaivas, el grupo chileno que, cuando los ví actuar, me reventaron ‘el coco’. Recuerdo que en la entrevista tuve a Gabriel Parra, el baterista, que luego fallecería en la carretera Panamericana a la altura de Nazca. Una de mis primeras conferencias de prensa fue con el grupo norteamericano Freeway, que grabaron “In My Heart” y en el que estaba nuestro compatriota Jean Pierre Magnet. Pude hablar con ellos, quienes habían tocado con artistas como Loggins & Messina, Stephen Stills, etc. De es hace más de veinticinco años...

- Cubriste el Rock in Rio. Me imagino fue un sabor especial hacerlo y ver a tantas bandas juntas.
- Creo que el Rock in Rio me cubrió a mí... jaja. Fue en enero de 1985. Sí, fue un sabor especial ver a tantos nombres como AC/DC, Queen, B-52’s, Whitesnake, Ozzy Osbourne, The Go-Go’s, Rod Stewart, James Taylor, George Benson, Al Jarreau, o Iron Maiden, a quienes voy a ver en mayo después de 23 años. Creo que el evento consagró para siempre mi alianza con el rock. El 91 volví para su segunda versión con Guns N’Roses, Judas Priest, Faith No More, Billy Idol, Lisa Stansfield, George Michael, Run DMC, Aha, Megadeth, y otros más.

- Estás lejos del país, pero me parece como si estuvieras en Lima. Eso lo demuestras en Rock Around the Blog.
- Gracias, Pibe. El tener interés en el rock no me desvincula de ninguna manera de mi país. Debo confiar que una de las satisfacciones de Rock Around the Blog, es la gente con la que he podido tomar contacto. Han sido muchos los amigos con los que he retomado comunicación. Cantantes, músicos, disc jockeys, oyentes, y hasta familia, en fin... La Internet nos tiene a todos a la vuelta de la esquina. Estoy feliz con este nuevo reto y, como tantos que me conocen lo saben, no lo dejaré tan fácilmente. Solo hay una razón por la que podría –temporalmente- dejar de lado el blog.

- Acá difundes lo que es el mundo del rock y esto tiene bastantes internautas. Me imagino que estás contento por ello.
- Como te dije, estoy feliz. Mi siguiente paso es grande y me falta tiempo para ello. Pero solo depende de mí.

- ¿Qué significado tiene el rock'n'roll para Javier Lishner?
- Hubo una vez en el Perú una revista de espectáculos que se llamó Eyteen. Yo andaba en Radio Panamericana y me hicieron una nota. La titularon, Javier Lishner: “Mi mundo es la música”. Creo que no se equivocaron. Rock and roll es todo lo que escuché desde pequeño, y, puedo decirte que a los nueve o diez años ya andaba en casa haciendo mis propias enciclopedias del rock. Yo mismo las escribía, las empastaba, y eso...

- Sabemos que eres un asiduo seguidor de los Rolling Stones. Dime, ¿cuándo y cómo te hiciste fanático de esta banda?
- Fanático nunca. Solo fanatiquísimo. Me imagino que desde que los escuché a principios de los setenta. Pero creo que su álbum Goats Head Soup del 73 fue el que ayudó a definir mi gusto por ellos. En la radio tocaron mucho “Doo doo doo (Heartbreaker)” y “Angie”. Luego vino el It’s Only Rock And Roll que me llevó a comprar el simple del mismo nombre. Debo decir que la prensa ayudó, o tal vez influyó, en esa elección, sobre todo, por mi edad. Había dos revistas extranjeras que yo compraba mucho (cuando me alcanzaban las propinas... y cuando llegaban al Perú); eran Pop y Pelo. De Pop solo podía ver las fotos porque no entendía el idioma y, las Pelo, me las devoraba. Los Stones aparecían a menudo.


- ¿A cuántos conciertos asististe? ¿Recuerdas cuáles fueron? ¿Cómo esperaste ese día y cómo fue ese encuentro del primer show?
¿De los Stones? A ocho en seis giras. Y claro que los recuerdo muy bien. Cada uno tiene su particularidad y eso es lo importante. Hay conciertos que uno espera con mayor ansia y, los de los Stones, son unos de ellos. El primero fue con la gira del disco Steel Wheels. Viajé con Sonia Freundt, como enviado de Canal 13 mientras conducía Mirando la Radio. Lo particular de ese fue que el canal y Radio 1160 realizaron un concurso para llevar a cuatro personas. Además era el regreso de la banda luego de varios años. Fue en el Orange Bowl en noviembre de 1989... El último tuvo la particularidad de que fue una invitación con pase de prensa de parte de Javier Moreno-Pollarolo. Fue en 2006 en el estadio de Oakland... De todos, recuerdo con especial cariño la gira Voodoo Lounge del 94. Viajé a Pasadena con mi amigo Javier Fernández, quien residía a unas dos horas del Rose Bowl. Ahí vimos el show al lado de Kevin Cronin, vocalista de REO Speedwagon y con Whoopi Goldberg delante nuestro. Tú sabes que Whoopi es muy fanática de ellos. También estuvo Cindy Crawford... Cinco días después los volví a ver en Oakland, con mis amigos Laura y Marcelo, argentinísimos ellos, en una de sus cinco noches contínuas.

- ¿Tuviste contacto directo con algún miembro de la banda o tal vez con alguien vinculado a ellos?
- Solo con Mick Jagger. Fue ese encuentro en el Hotel Country Club de San Isidro. Estábamos en la radio (Miraflores) y alguien llamó informando que Jagger se encontraba hospedado ahí. Al principio no quisimos ir pero debido a la impaciencia de Jorge Henderson terminamos yendo. Jorge conducía un programa diario llamado Mundo Musical Iberoamericano (que fue la antesala de Enhorabuena), y recuerdo sus sabias palabras: “No entiendo cómo no quieren ir. Si fuera Julio Iglesias yo ya estaría ahí”. Fue convincente y, Sammy (Sadovnik) y yo, que coincidentemente, vivíamos muy cerca al Country, fuimos al encuentro.

Luego, en 1989, gracias a la gestión de CBS Discos del Perú, con Sonia Freundt, concretamos una entrevista con los Stones en Miami. Era la gira del Steel Wheels. Teníamos una carta y la información decía que nuestro turno era luego de la TV Globo. Cuando llegamos nos enteramos que habían cancelado todo contacto con la prensa. De despecho nos tomamos las dos botellas de pisco que habíamos comprado en el duty free para obsequiarles en la entrevista.

En 1994 pude conversar un rato con Harvey Mandel, uno de los voceados para reemplazar a Mick Taylor en 1974 (y al igual que Taylor, de las canteras de los Bluesbreakers de John Mayall). Fue durante la celebración de los 100 años de las guitarras Gibson en el Fillmore de San Francisco. Mandel, incluso, grabó en el disco Black & Blue, antes de que Ronnie asumiera el puesto de guitarrista. Aunque ese disco salió en 1976, cuando Ronnie ya era el quinto Stone.

En 2006, como te dije, sucedió lo de la gira A Bigger Bang en Oakland. Los vimos relativamente cerca en una silla de más de 400 dólares... Yo los había visto el año anterior cuando tocaron en San Francisco, con Metallica de telonero.

- Hoy en día no hay bandas vigentes como los Rolling Stones. ¿Cómo analizas esta trayectoria?
- Yo creo que los medios de comunicación han influido en esto. Hoy todo parece como descartable. Me da la impresión de que antes la música duraba más. Además, la presión de los medios y de las casas discográficas parece que es tan fuerte que las bandas quieren llegar muy rápido al tope. Recuerdo que, por ejemplo, Zeppelin o el mismo Purple, tuvieron que pasar unos años antes de ser los líderes. Ahora, cualquiera sale en primera plana.

Lo que sí es admirable, y es un caso muy particular, es la vigencia de los Stones. A pesar de sus mil y un problemas, ha habido algo mucho más fuerte que los ha mantenido unidos desde 1962. Eso, sumado a su música y al excelente manejo del marketing, ha dado el resultado que creo nadie nunca podrá superar. Jamás. Porque las circunstancias en las que los Stones crecieron como banda no se se volverán a dar. Ojo que nacieron casi con la aparición del rock and roll y ni ellos ni nadie sabía lo que el futuro les depararía ni a ellos ni al mismísimo género musical. Pero ahí los vemos, todavía juntos.

"Moriré haciendo rock'n'roll", frase de los que amamos... Javier Lishner como se ve a los 60 o 70 años. ¿Seguirá sintiendo igual por los Stones?
- Como buen rockero nunca pensé llegar a esa edad. Pero ya estoy cerca... jajaja. No puedo contestar a esa pregunta con base, como me gustaría. Solo te digo que hasta yo estoy sorprendido de cómo me dura la cuerda.

¿Alguna vez te hubiera gustado entrevistarlos?
- Sí, juro. Al único músico que no quisiera entrevistar nunca es a Ritchie Blackmore.


- Hay un grupo argentino llamado Ratones Paranoicos, es más, son parecidos a los Stones. ¿Los escuchaste o sabes quiénes son?
- Supe de ellos casi desde que sacaron su primera placa. Yo andaba en Radio Miraflores y alguien llevó el disco a la radio. No recuerdo si fue un disc jockey o algún oyente. Desgraciadamente no resultó siendo una banda muy popular en nuestro medio (Espero que luego la cosa haya cambiado). Por su nombre no podría olvidarlos fácilmente. En la actualidad sé de ellos cada vez que entro a tu blog.

- Empezaron haciendo covers de los Stones y sus temas son rock'n'roll con base stoniana. ¿Crees que hace falta una banda similar en Perú?
- Su caso es algo especial pues el público argentino no estaba acostumbrado a los covers. Pero ahí los vemos, con casi veinticinco años de trayectoria. Todo un ejemplo de perseverancia. Creo que en el Perú, siendo destructores por excelencia, una banda así no duraría mucho.

- Ellos lograron todo. Fueron teloneros en varios shows, son amigos. Andrew Oldham fue el productor de dos de sus discos, y este último que saldrá también lo hace él mismo. ¿Crees que es una suerte o será que hacen un buen rock'n'roll?
- Recuerdo que le abrieron a Keith cuando fue a Buenos Aires con sus propio grupo. Creo que también a los G’NR. Eso de que Andrew Loog Oldham les produce discos ya es bastante. Aunque no los he escuchado hace un buen tiempo, por todo lo que he leído de ellos a través de los años, sé que hacen buen rock and roll. Si vinieran por aquí, sin duda que iría a verlos.

- Argentina es país Rollinga por excelencia. ¿Estamos en las mismas condiciones para llegar a ser Patria Stones (Perú Stone)?
- Después de la siete noches de River, no creo. Me encantaría decir que sí, pero hay un trabajo serio y profesional que los argentinos nos llevan. A los peruanos nos gusta ver los resultados al día siguiente. Y eso es bueno, pero no es la fórmula. Los argentinos nos llevan tres o cuatro lustros en esto, así que, por ahora, mi respuesta sincera y honesta es no.

- Hoy por hoy Perú tiene el privilegio de recibir buenos grupos y cantantes, estamos en camino a convertirnos en un mercado musical de conciertos... Por todo esto, ¿qué falta para que los Rolling Stones puedan venir a hacer un show a nuestra capital?
- Ya lo dijiste. Estamos en camino a convertirnos... Así estaba Argentina a fines de los setentas mientras se preparaba para recibir a los grandes. En 1981 creo que Queen hizo cinco presentaciones en Argentina ¿Qué nos falta para recibir a los Stones en nuestra capital? Primero, que el grupo se decida a tocar en el Perú y, segundo, que haya algún o algunos empresarios que quieran unirse para compartir el riesgo, perdón, el esfuerzo.

- Si se llegara a concretar ésto y te piden ser el presentador del show... ¿cuál sería tu reacción ante este honor?
- Jajajajaja...¡Qué gracioso! Primero, empezaría por bajar de peso. Segundo, preguntaría como Frágil, ¿cuánto hay? Y tercero, le pediría a Keith que me presente en el escenario, para que no me tiren las piedras rodantes que pudieran haber en el local.

- Sabes que hay una campaña de recolección de firmas para poder traer a los Stones. Dame tu opinión y gracias por ser unos de los primeros en estamparla.
- De nada, Pibe. Yo haré todo lo que pueda hacer para que las cosas se hagan. ¡Qué tal trabalenguas! Sería bueno hacer pública esa recolección. Por ejemplo, recolectar firmas en las entradas de los shows que están habiendo: Deep Purple, Collective Soul, The House of Love, L.A. Guns, Bryan Adams, Riders On The Storm, etc. Habría que coordinar con un grupo de personas voluntarias para que llenen los datos en las afueras de lugares estratégicos como clubes, peñas, discotecas, pubs, no sé. Y hasta propondría que para identificarse lleven puestas unas camisetas con el logo de la lengua o algo así. La gente que le gusta el vacilón, el baile y la música no creo que se oponga de dar dos minutos de su tiempo, sobre todo, por una causa como la presentación de los Stones en el Perú. Otra idea sería estar en los lugares de venta de entradas, para que la gente los vaya llenando mientras espera su turno en la fila.


- Alguna acotación sobre lo mismo y te agradecería que hagas la invitación a todos lo que amamos esta banda del planeta.
- No sé en que punto está la convocatoria. Si es algo nuevo yo propondría comenzar a expandir la noticia. Si es una idea que se viene llevando a cabo desde hace tiempo, me gustaría saber en dónde se encuentra para darte una opinión más concreta.

La invitación es para todo peruano o no peruano que viva en el Perú y alrededores. No cuesta nada apoyar una causa netamente artística para tener a Mick & the Boys actuando en nuestra tierra. Eso abriría para siempre el camino a cualquier banda en el futuro.

¿Y por qué no proponer la presentación en el Cuzco? Se aprovecharía ‘el boom’ de Machu Picchu y se promovería el turismo interno y de afuera. No sé, de repente estoy soñando...

La convocatoria es por el foro-blog Rolling Stones en Lima

- Gracias Javier. Reitero el agradecimiento por esta entrevista y creo que más de uno se acordará de tu fanatismo por la banda de la lengua roja.
Como le dije a Mr. Barlow hace unos años en su idoma: “I’ve seen them several times and will keep doing it until the end of the world”.

Esperamos tenerte pronto en Lima y hacer un encuentro Stones con todos los que seguimos a esta banda.
Gracias Pibe. El encuentro lo podemos hacer en Lima, aquí, o en cualquier punto del planeta donde haya dos o más reunidos en su nombre.

Hasta la próxima y que sigan el rock'n'roll y los Stones toda la vida.
- Te felicito por tu ímpetu y tu pasión para con los Rolling Stones. Por gente como tú es que la banda sigue viva y a solo cuatro años de cumplir sus primeros 50. Un abrazo.

La entrevista fue realizada el 23 de marzo y publicada el mismo día en el Quinto Stone.

Javier Lishner
Santa Clara, California
29 de marzo de 2008

4 comments:

el pibe said...

Que honor de que publicaras esta entrevista, gracias otra vez...esta vez si que presiento cada vez mas que la Comunidad Stones se agranda cada vez mas y el Peru se convertira en PERU-STONE, seguro que Jagger y cia. ya presienten de los peruchos stonianos, gracias y abrazos.

Anonymous said...

Hola Javier,
sin hacerte la patería, creo que eres uno de los muy pocos peruanos que ha asistido a un numero muy grande de conciertos de rock en los USA. Ojala algun dia podamos leer un libro tuyo que cuente tus anecdotas antes, durante y despues de los conciertos.

HEL de Los Olivos

Javier Lishner said...

Hola Hel:

Gracias por tu comentario. A través de los años he conocido a varios peruanos que tienen un envidiable curriculum en cuanto a conciertos de rock.

Modestamente, debo decir que puedo ser de los pocos disc jockeys "que ha asistido a un número muy grande de conciertos de rock en los USA".

Pero, sinceramente, no creo que ser de "los pocos peruanos". Este sábado tal vez vaya a ver a Eddie Veder.

Un abrazo,

JL

Javier Lishner said...

Hola Pibe:

Como ya te hice saber, el honor fue el mío de que gente más joven aún nos tenga en cuenta para dar ideas y opiniones.

Espero, al igual que tú, que la comunidad Stone en el Perú crezca y que en algún momento no muy lejano la banda pueda tocar en nuestro territorio.

Un abrazo,

JL