Wednesday, April 30, 2008

La foto: CULPABLE SOY YO

Como decía la ochentera canción de José Luis "El Puma" Rodríguez, la cual también toqué en la radio, donde no todo era the Rolling Stones, Genesis o U2, debo hacer frente a una interrogante de algunos amigos de toda la vida que, luego de tanto tiempo, preguntan el porqué del cambio de foto en el blog.


Cuando iniciamos esta aventura virtual, había pasado buen tiempo de muy poca comunicación con el mundo exterior. Habían sido años de ambientación, estudio, trabajo e investigación. Y de noches rockeras, claro está. Debido a ello, iniciamos muy modestamente nuestro trabajo en la red, sin ningún aspaviento y sin anunciárselo a nadies, como diría Laura Bozzo (prometí nunca más escribir su nombre en el blog).

Como quiera que nadies me había visto por muchos años, decidí colocar la foto número 1, la cual fue tomada por Michael Kohl, padre de su hijo homónimo, bajista de una banda local, la noche de una de sus actuaciones. La calidad de la gráfica me convenció y, la cámara, como tapándome el rostro, más no mi entonces cabello, terminó por hacerme decidir. Michael Kohl es un experimentado fotógrafo del área.

Un día, mientras andaba paseando por Internet, me encontré con la foto número 2. Me identifiqué tanto con el pelón ese, sus audífonos y el paisaje playero de fondo, que la asumí como mía. Para evitar la copia burda, le cambié de camiseta y le coloqué parte de una lengua que encontré por ahí. La hice mía, sin ser yo.

Cuando la conciencia me decía que dejara de jugar al impostor tomando la propiedad de otros sin ni siquiera poner el nombre del autor (el que, puedo jurar, nunca supe), decidí cambiarla por la foto número 3. Al menos, la camiseta era la misma. Pero, luego de ciertas deliberaciones, pensé que el blog era para adultos y un niño tan inocente como aquel no merecía estar entre cruces y amuletos, e historias como las de Laura Bozzo. Caray, ¡de nuevo! La foto nunca fue publicada.

En abril, el arribo de Gastón Medina (luego de la visita de Sammy Sadovnik en marzo y del encuentro con Luis Alberto Garibay en noviembre último) me hizo llegar nuevamente al 2400 de Fulton Street, en San Francisco. Para mí, un templo. En frente de esa casa, por primera vez, me tomé una foto. Por esa puerta, durante los años sesenta, pasaron desde Grace Slick y Janis Joplin, hasta toda la pléyade hippie de la contracultura. Fue la casa de los Jefferson Airplane. Allí, frente al Golden Gate Park, vivió todo el conjunto: Paul Kantner, Marty Balin, Jorma Kaukonen, Jack Cassidy, Spencer Dryden, y Grace, por supuesto. ¿Se pueden imaginar? Cuentan que, muy frecuentemente, tenían invitados que se quedaban a pernoctar para descubrir los efectos de algunos alucinógenos, muy de moda en ese entonces. Así que, la número 4, no es una foto más. Detrás de esa cabecita brillante, hay una larga historia que gente como Eric Clapton y Stephen Stills, conocen. Y, sin mayor contemplación, la puse.

No sé cuándo ni cuál será la próxima foto pero si no tiene el logo de los Rolling Stones, tendrá uno de Led Zeppelin o de alguien parecido. Y para ese momento, tal vez me vuelva a dejar crecer el pelo, pa' que no hablen.

Javier Lishner
Santa Clara, California
30 de abril de 2008

10 comments:

Anonymous said...

hola javi:para mi etsas mas lindo que nunca.te cueto que estoy por hacer mi blog...saludos.
maricielo

beatnik said...

buena javier. recuerdo que tus alumnas te jodian con el parecido a michael bolton, ahora te pareces a bruce willis en duro de matar y salvando la humanidad en armagedon y el quinto elemento. jajaja

Anonymous said...

muy buena!!!! jajajajaja asi que no eras tu maldito lishner!!!! nos debes una buen ya veras.

magoo

Javier Lishner said...

Hola Maricielo:

Hacía tiempo que no recibía públicamente esos piropos. En cuanto a tu blog, hazme saber el sitio apenas lo tengas.

Saludos,

JL

Javier Lishner said...

Hola Mr. Beatnik:

Lo de Michael Bolton se originó en la cabeza de Pedrito Suárez-Vértiz. Me había olvidado que "mis" alumnas también me salieron con eso. Saludos a Bruce Willis.

Un abrazo,

JL

Javier Lishner said...

Hola Magoo:

A veces prefiero que me llamen maldito antes que santo. Soy un mortal buena gente y, a veces, maldito. Gracias por tu comentario.

Saludos,

JL

Anonymous said...

Mas parece Juan Manuel Caipo que Javier Lishner, no kidding man.

Javier Lishner said...

jajajajajaja. Anonymous, te voy a contar una anécdota. En 1989, con Juan Manuel, decidimos iniciar un proyecto musical llamado La Banda. Estaban JM (batería), Mark Caipo (bajo), Carlos Páucar (primera), Tito Vinatea (voz) y Doble A (rítmica). El grupo fue solo hecho para un show de covers del heavy metal que andaba muy de moda.

Yo era el representante y Juan Manuel me jodía todo el día, en público y en privado, con que me estaba quedando calvo. El andaba peluconazo. Metalero pues...

Al desaparecer La Banda, varios se fueron al extranjero. Juan Manuel entre ellos. Años después llegué yo a California y lo llamé. Nos encontramos y lo que ví fue sorprendente. Parecía Fray Toc.

Un día de 1994, luego de un par de copas en el matrimonio del cantante de su grupo Orixa, en Oakland, se me acercó y, tocándose la calva, me dijo: "Esto me pasa por haberte jodido tanto", y le dió un beso a su novia de aquel entonces, quien tenía una hermosa y frondosa cabellera. Y colorín colorado...

Saludos,

JL

PD: Nuestro recuerdo también para Ronald McKee, quien, a la salida de Páucar -quien viajó a la Berklee College of Music- se acopló muy bien a La Banda. Ronald reside hoy en Arizona.

Algo de Juan Manuel y ORIXA:

http://www.myspace.com/orixa

http://www.peermusic.com/artistpage/Orixa.html

http://bestof.sfweekly.com/2000-04-12/music/lingua-franca/

Anonymous said...

hola Javier como me alegra saludarte soy Thomas Diaz mi correo es , fenixmusic@hotmail.com, que sigan los exitos, saludos de Katy.

Javier Lishner said...

Hola Thomas:

Acabo de recibir con agrado tu saludo y el de mi ahijada. Tengo entendido que ella inició una carrera en la música. Sería interesante que nos contaras cómo le fue y si sigue en esto.

Les envío un fuerte abrazo a la distancia.

JL