Sunday, January 04, 2009

CUANDO TODAVÍA CREÍA EN LA TV

Estamos en 2009. Este año se cumplirán los primeros veinte de la penúltima vez que creí en esos avisos televisivos que invitaban a uno a realizar aquello que parecía imposible. El clásico As Seen On TV, que aquella vez me convenció para adquirir un producto que no me sirvió para mucho.


Es sabido por algunos que alrededor de 1989, mi hasta entonces vistosa cabellera se empezaba a encontrar con algunos contratiempos naturales. Hubo aquellos que culparon al fenómeno por causa de la herencia. Otros, que por el medio ambiente, y, los más eruditos, me dijeron que sucedía por falta de irrigación sanguínea. Yo les creía a todos, porque la realidad era una. Cada mañana encontraba más cabellos huérfanos en mi almohada.

Juan Manuel Caipo, el exitoso baterista del Área de la Bahía de San Francisco, vivía en el Perú y, junto a otros músicos de su generación, integraba parte de lo que denominamos La Banda. Era un grupo de covers que durante seis meses hizo música de Poison, Bon Jovi, Guns, Def Leppard, Scorpions, Whitesnake y hasta de Led Zeppelin. Por aquellos días en que trabajábamos juntos, fue Juan Manuel la primera persona que se encargó de publicitar el fenómeno. La burla a su manager solo le duró cinco años hasta que un día, en agosto del 94, me lo encontré en California. El mismo fenómeno ya había hecho mella en él. En la actualidad, ambos lucimos iguales.

No recuerdo cuánto pagué exactamente por el producto pero, para ser honesto, de las 7 onzas de contenido debo haber usado menos de una, porque después de la primera experiencia -en el segundo piso del Canal 13 mientras me preparaba para Mirando la Radio, teniendo como únicas testigos a Mili, la maquilladora, y a una de mis colegas que prefiero mantener su nombre en reserva-, solo intenté usarlo una vez más pero en casa. Por supuesto, al igual que en el canal, sin mayor éxito.

Cuatro razones con las que fui burlado.

El último recurso que tuve para no tirar esa cosa a la basura, fue dársela a uno de mis hermanos, cuya profesión es el diseño gráfico. Pensé que tal vez él pudiera utilizarla para aprovechar el color en sus artes. Después de todo, en su estudio tenía no solo lápices y pinceles sino unas máquinas con spray llamadas aerógrafos con los que sobreponía colores. Pero este spray ni para eso sirvió.

En la gráfica les presento este artículo que, hace dos décadas, me robó mi último hálito de lucir frondosa cabellera como bien decía en la tapa (Colored Hair Thickener).

Y con las ganas con las que me habían hecho escoger el color y todo.

Javier Lishner
Santa Clara, California
4 de enero de 2009

NOTA RELACIONADA:
- EL EXTRAÑO DE PELO LARGO (sin preocupaciones iba)

19 comments:

Jorge S said...

HAY COSAS CON LAS QUE NO SE PUEDE, LO UNICO QUE NOS QUEDA ES "CAMBIAR DE PEINADO O DE LOOK" JAJAJAJA, TE LO DIGO YO QUE ANDO POR ESE CAMINO
UN ABRAZO

CANALLA said...

por ahi escuche una vez que decian que las lamidas de vaca servian para hacer crecer el cabello,

Luis said...

Bueno Javier no fuiste el unico que creyo en esa publicidade,aunque mi caso no tiene nada que ver con la caida del cabello que a mis 42 todavia tengo abundante pero ya con varias canas(creo que el Tin tan ya me espera)pero si con esos aparatos que te permitian hacer ejercicios en casa como si estuvueras en el gimnasio y que incluso era tan practico que se doblaba todo quedando plano para que lo guardes bajo la cama.La actividad laboral,la economia,el poco tiempo que disponia,ya no me permitieron ir a gimnacios,o correr en el parque,hacer barras,palchas y abdiminales en casa.Peor cuando ya estaba por nacer mi hija, e incluso cuando ella estaba bebita.asi que vi por television esos aparatos,llame al telefono hice el gasto en dolares correspondientes,y al final nada de nada en cima el dichoso parato se malogro de tanto doblar para guardarlo tan es asi que termino deasarmandose,y ahora esta como fierros viejos que parte ya los bote,y mi barriga siguio su lamentable crecimiento.
Bueno asi es el negocio ahora estoy por retornar a mis ejercicios organizando mejor mi tiempo.
En cuanto a tu problema creo que existe el trasplante de cabello y he visto casos con buenos resultados,ahi tienes el de Elton Jhon,ahora me parece que el costo todavia sigue siendo elevado y segun los que sean sometido a ello es tambien muy doloroso,pero por tamalo esguerzo me imagino que si o si deben haber resultados.
Luis de Jesus Maria

Anonymous said...

ja ja ja muy bueno!!! haste transplante.

beatnik said...

grande javier!!!, por ningún motivo o circunstancia se te ocurra perder ese sentido del humor tan peculiar.

miralo por el lado positivo, la pelada es útil, ya que cuando uno se pierde entre la multitud, tomamos como referencia al calvo del costado. además tener a un pelao en el grupo siempre da suerte, por eso te mando un besito en la pelada. jajajajaaa.

un abrazo.

Ernesto said...

Bueno, me parece que en la peli Los Baker Boys uno de los protagonistas usaba un producto similar.

Pero la verdad sea dicha.... lo disimulabas bien en la epoca "Fantastica".

En todo caso mas me llamaban la atencion cosas como el wok del Show de Arnold o los famosos cuchillos Ginzu, tambien estaban los Amazing Discovers (el cual fue recreado en un capitulo de Friends) o luego la almohada de trigo sarraceno.

Seguro que te acordaras entre el 91 y el 93 del famoso "Telemercado" que era la version peruana de eso: Crema de tortuga Venus, Concha de nacar y algunas baratijas mas....

Por cierto, la penultima vez que fui al Peru todavia habia un local de "As seen on TV" en la Av. Benavides.... seguira?

Javier Lishner said...

Hola Jorge:

Cuando empecé a leer tu mensaje pensé que ibas a decir: "HAY COSAS QUE UNO NO PUEDE COMPRAR...", como el comercial. Aunque ahora es diferente. Hay implante de cabello y etc. Pero, no hay problema, mi actual look o como le quieras llamar, no lo cambio por nada. Ni por una Mastercard.

Saludos,

JL

Javier Lishner said...

Hola Canalla:

Yo también escuché eso... y mil cosas más. Pero nunca llegué a tanto. jaja.

Saludos,

JL

Javier Lishner said...

Hola Luis:

Ayer mismo me comuniqué con mi colega de aquellos días que fue la única que recuerda el evento... Se mató de risa de nuevo. jaja.

En cuanto al transplante de cabello del que hablas, debo confesar que tuve una sola cita hace muchos años aquí en Estados Unidos. Pero mi decisión fue afrontar gallardamente a la madre naturaleza. Entre parecerme a Elton John y quedar como estoy, preferí estar como estoy.

Un abrazo,

JL

Javier Lishner said...

Hola Anonymous:

El transplante ya fue. No lo necesité y estoy feliz como una lombriz.

Saludos,

JL

Javier Lishner said...

Hola saicolega Beatnik:

El sentido tan peculiar, es peculiar y, por lo tanto, no puedo dejarlo. No te preocupes por ello.

Aunque eso sí, la vida hay que tomarla con seriedad, aunque nos burlemos de ella.

Un abrazo,

JL

PD: A propósito, ¿cómo haces para tener tanto pelo, ah?

Javier Lishner said...

Hola Ernesto:

De la dismulada en la época "Fantástica" debería escribir otro día. Digo, de lo que tenía que hacer para pasar piolín frente a cámaras... jaja. Allí era más jo porque tenía a muchas modelos que jo cada vez que me "acomodaba" los cabellos. Una venía por atrás y me desarmaba la chamba. Era muy gracioso.

Recuerdo Telemercado, y no sé si esa tienda seguirá en Lima. Es más, nunca supe de As Seen On TV en la Benavides.

Un abrazo,

JL

Jorge S said...

LA TIENDA TODAVIA SIGUE EN LA AV. BENAVIDEZ Y POR EL CABLE DE PASAN DE TODO
SALUDOS

Bagheera said...

Hola Javier, gracias por tus saludos y espero que hayas recibido el 2009 de la mejor manera.

Me has hecho reír con tu anécdota, y sí, la verdad es que estos telemercaderes son ladrones con saco y corbata. Alguna vez me sentí tentada a comprar algún producto para adelgazar (oops!) o ese dichoso juego de cuchillos Ginzu (que decían que cortaba hasta latas); pero gracias a Dios resistí la seducción. Bien dicen en inglés: It's too good to be true.
Lo de Telemercado comenzó por Genaro Delgado Parker (sí, the one and only... el abuelo trafa) que siempre llevaba al Perú cualquier novedad cada vez que viajaba a Miami, buena o mala, pero novedad al fin.
Aquí en Miami hay más pelados, tanto por el calor insoportable como por el look, así que si te das un salto por acá eres bienvenido XD

Un abrazo
Keep on rockin'

Javier Lishner said...

Jorge, gracias por el dato. Cuando vaya a Lima voy a llevarles el spray para pedirles my money back.

Saludos,

JL

Javier Lishner said...

Hola Bagheera:

Conozco a quienes compraron eso para adelgazar y el "dichoso" juego de cuchillos Ginzu, que le llamaron la atención al amigo Ernesto. Una amiga me contó que compró la crema de tortuga. En mi vida hubiera comprado algo así. Imagínate si de pronto tienes suerte, el producto te funciona y te lenteas.

Saludos,

JL

PD: Si voy a Miami te aviso para no pasar desapercibido con tanto pelao.

Duda said...

Que Champu usaron Jhonny Lopez y tu y tambien Coco valderrama?

Javier Lishner said...

jajajaja. Qué buena, Duda. Vos utilizás el sarcasmo en su máxima expresión.

Saludos,

JL

PD: Disculpa la demora en contestarte este mensaje. :-)

fprtvn said...

Prueba echándote petroleo. Suena estúpido pero parece que funciona. Ya va varia gente que me ha dicho que lo han usado. Petróleo puro no gasolina porsiacaso.