Friday, January 09, 2009

NIÑOS ELÉCTRICOS

A 61 millas al este de Richmond, en Virginia, un niño de 6 años perdió el autobús al colegio y decidió por sí mismo tomar las llaves del auto de mamá, y manejarlo para llegar a tiempo a clases. Desafortunadamente, a pocos minutos de su destino, tuvo un ligero inconveniente.


El evento sucedió a las 7:40 de la mañana del último lunes -primer día de clases luego de los feriados de fin de año- cuando el niño, no identificado, tomó la ruta 360 con dirección a su centro de estudios. De acuerdo a algunos testigos, el niño anduvo saliéndose de la autopista antes de chocar contra un poste, a tan solo un milla y media de la escuela.

La policía informó que el pequeño solo sufrió heridas leves y, luego de pasearlo por las salas del hospital para evaluar su estado físico, lo llevaron al centro de estudios. El sargento Tom Cunningham declaró que el pequeño llegó a la escuela poco rato después del lonche.

El niño había perdido el autobús, y no vio mejor manera de aprovechar que mamá estaba durmiendo para tomar las llaves de su Ford Taurus y manejar unas diez millas hacia la escuela. Según la policía, el niño no habías estado usando el cinturón de seguridad. Sin cinturón... ¡Qué irresponsabilidad! Lo que no dicen es a qué hora se despertó la mamá.


En otra parte del mundo, en Berlín, la idea mas bien tuvo ribetes de amor. Aprovechando el año nuevo, dos románticos niños plenamente enamorados se fugaron con la idea de pasar su luna de miel en África.

Mientras esperaba la llegada del nuevo año, Mika, otro pequeño de 6 años, le contaba sus últimas vacaciones en Italia a Anna-Lena y Anna-Bell, hijas de la nueva pareja de papá.

Criados en familias de un solo padre, Mika y Anna-Lena, de 7 años, se quieren mucho y deciden casarse en África, donde hace mucho calor. Para ello toman como testigo a la hermana menor de Anna-Lena, que se llama Anna-Bell, de 5 años.

En la mañana del 1 de enero, los tres niños hacen sus maletas, en las que meten lentes de sol, accesorios para la playa, ropa ligera y algo de comida para su aventura. Abandonan el domicilio de Langenhagen, en las afueras de Hannover, mientras que sus respectivos padres siguen durmiendo la mona.

Caminan durante un kilómetro atravesando la ciudad, y toman el tranvía hasta llegar a la estación central de Hannover. Pero allí se encontraron con el primer problema. Su presencia en el andén del terminal llamó la atención del personal de la estación, que avisó a la policía. Descubrieron que los tres niños se disponían a tomar un vehículo hacia el aeropuerto.

Dos agentes tuvieron que convencer a los niños que sin dinero ni pasajes aéreos no iban a poder llegar a África. Para reconfortarlos, los agentes les dieron un paseo por la comisaría del terminal. A los niños les impresionó especialmente las salas de interrogación. Según Holger Jureczko, portavoz de la policía federal, ambos padres, ya despiertitos, fueron rápidamente a recuperarlos.

Pero quién dijo que el amor era el pasatiempo de los ociosos.

Javier Lishner
Santa Clara, California
9 de enero de 2009

5 comments:

CANALLA said...

Chibolos Locos !!

Jorge S said...

QUE LOCOS, QUE BUENA NOTA
SALUDOS JAVIER

Javier Lishner said...

Resulta que justamente el final de esta nota iba a ser, Este Loco, Loco Mundo. El mismo término que ustedes dos mencionan, porque son casos verdaderamente locazos.

Sin embargo, antes de publicarla estuve revisando algunos diarios peruanos y visité el diario Ojo. La nota de los pequeños novios aparecía publicada en una columna que llaman Loco Mundo. Me jodieron el final de mi nota y tuve que cambiarla. Demasiada coincidencia, no?

Saludos,

JL

Luis said...

Que tiernas historias,bueno los chicos de hoy no se por que (los especialistas dicen por el pollo,las verduras y frutas y leche envasada)tienen un plus de inteligencia y viveza adicional que los de generaciones antiguas.Lo digo por mi hija que a sus 3 años y medio me sorprende con cosas(al igual que sus amigos)que me dejan boquiabierto:maneja el tv muy bien,ya aprendio a desbloquearlo,enciende el cpu,maneja el dvd,pone sus peliculas,como sabe que tengo credito en la tienda ya pide sus golozinas,llama por telefono no marcando numeros si no usando la agenda de la memoria,y las conversaciones con sus amigos es para matarse de risa.
Tiene una energia barbara y solo estan tranquilos cuando duermen o ven su programa o pelicula preferida,lo bueno de esto es que a su corta edad ya esta aprendiendo ingles,algo de numeros y matematicas,karate y natacion,y por su puesto computacion pero todo llevado por el camino del juego,por que si no lo dejan.Y esto es tanto en su colegio como en los talleres de vacaciones utiles de verano.Conversando con la psicologa del colegio me decia que los chicos de hoy tienen mucho mas energias y deseos de captar todo gracias a que vivimos en un mundo muy acelerado y las estimulaciones para los pequeños estan a la mano,adi ferencia de nosotros que la vida era mas calmada,no habia tanto aparato electronico y con tecnologia como los celulares,los juegos de video,las cpus,el cable,el internet y el niño solo jugaba con carritos,pelotas,muñecas etc.
Todavia no tengo carro pero quiza pronto asi que habra que tomar las precacauciones para que mas adelante mi hija no se lo lleve mientras duermo,si hoy nomas espera que nos quedemos dormidos y silenciosamente se sale de su cama para prender el tv o jugar con su laptop para niños que se le obsequio por navidad.
Luis de jesus maria

Javier Lishner said...

Ya sabes lo que te espera, mi estimado Luis. Así que cuidado con quedarte dormido.

Saludos,

JL